LO QUE IMPORTA SABER SOBRE
LA ORACIÓN Y LA EUCARISTÍA
   
           
  Introducción y Consejos
 
               
 

LA ORACIÓN

¿QUÉ ES?

"La oración es la elevación del alma a Dios o la petición a Dios de bienes convenientes" (San Juan Damasceno).

"Es la mayor virtud del hombre: la que las comprende todas, porque la oración es la que las forma" (San Pedro Julián Eymard).

"La oración es un don de la gracia y respuesta decidida de nuestra parte. Supone siempre un esfuerzo (...) es un combate (...) contra nosotros mismos y contra el Tentador, que hace todo lo posible para separar al hombre de la oración, de la unión con su Dios" (Catecismo de la Iglesia Católica, CIC en adelante).

"La verdadera oración consiste en buscar sólo la pura voluntad de Dios" (San Pedro de Caussade).

 

 

"No son las armas las que pueden salvar los estados y el mundo, sino las oraciones de los santos" (San Simón de Rojas).

"En el descuido de la oración está la fuente y origen de toda apostasía de la religión" (San Juan Berchans).

"Si quieres la fe, ora. Si quieres la esperanza, ora. Si quieres la caridad, ora. (...) Si deseas alguna virtud, ora. (...) La oración ilumina, libera de las tentaciones, purifica y une a Dios" (Santa Ángela de Foligno).

"La oración es más importante que los estudios y hace más sabios" (San Simón de Rojas).

"Las armas ofensivas y defensivas contra los demonios son la oración, la cuál él os querría quitar, porque con ella lo tenéis desarmado" (San Juan de Ávila).

"Dadme un hombre de oración y será capaz de todo" (San Vicente de Paul).

"Cuantas veces nos postramos ante Dios para orar, alcanzamos bienes que valen más que todo el universo" (San Buenaventura).

"Cuándo se posee el espíritu de oración se tiene todo: es el remedio de todos los males. (...) La oración es la mismísima santidad" (San Pedro Julián Eymard).

"Todas las gracias que el Señor, desde toda la eternidad, tiene determinado concedernos, nos las ha de dar únicamente por medio de la oración" (Cit. San Ligorio).

"Un hombre de oración hace mucho más bien en un año, que otro en toda su vida" (Venerable Luis Lallement).

"La oración es omnipotente" (San Josemaria Escrivá B.).

"Si es útil y oportuno que recemos a todos los santos, nos es mucho más ventajoso dirigir nuestras oraciones a la Santísima Virgen" (San Pío X, Papa).

 

 

EL PADRENUESTRO

"La dominical es la más poderosa invocación que desde la Tierra asciende al Trono de Dios" (Pío XII, Papa).

EL SANTO ROSARIO

"El Rosario es, de todas las oraciones la más bella, la más rica en gracias y la que más complace a la Santísima Virgen" (San Pío X, Papa)

LA EUCARISTÍA

"Contiene y expresa todas las formas de oración" (CIC).

"LA MEJOR ORACIÓN DE TODAS ES LA SANTA MISA" ("Eucaristía" - Mons. Arámburu S.J.).

 

NECESIDAD DE LA ORACIÓN

"Es necesario orar siempre y no desfallecer" (Lc. 18,1). "Velad y orad para que no caigáis en tentación" (Mt. 26,41). "Pedid y recibiréis" (Jn. 16,24)

"Quién ora se salva ciertamente, quién no ora se condena ciertamente" (San Alfonso María de Ligorio).

"La oración es para el alma lo que el agua para el pez, lo que el sol para la naturaleza, lo que el aire para los pulmones" (San Juan Crisóstomo).

"Es imposible vivir cristianamente sin una vida de oración" (Pablo VI, Papa)

"El que deja la oración, dejará ciertamente la vocación" (San Juan Bosco).

"Así como el soldado sin armas está perdido, así también el cristiano está vencido sin el arma de la oración" (San Juan Bosco).

"Tenemos dos motivos que nos fuerzan a pedir; primero, que para salvarnos necesitamos la ayuda de Dios; segundo, que Dios solamente promete su ayuda a aquellos que se lo piden por la oración" (Santo Tomás de Vilanueva).

 

IMPORTANCIA DE LA ORACIÓN

"Día sin oración, día perdido" (P. Claret)

"No hay durante toda la vida del hombre tesoro comparable a la oración" (San Efrén)

"Nada vale como la oración: Hace posible lo que es imposible, fácil lo que es difícil. Es imposible que el hombre que ora pueda pecar" (San Juan Crisóstomo).

"Familia que reza unida, permanece unida" ("EL ROSARIO POR TU PATRIA" - Ediciones Fé Católica).

"Quién huye de la oración, huye de todo lo bueno" (San Juan de la Cruz)

 
       

top

     
   Formas de orar
 
               
 

EXPRESIONES DE LA ORACIÓN

1) ORACIÓN VOCAL: Por medio de palabras, mentales o vocales, nuestra oración toma cuerpo. Pero lo más importante es la presencia del corazón ante Aquel a quién hablamos.

2) LA MEDITACIÓN: Es una búsqueda orante (...) Habitualmente se hace con la ayuda de algún libro (...) La realidad considerada es confrontada con la realidad de nuestra vida.

3) LA CONTEMPLACIÓN: Es una mirada de fe, fijada en Jesús, una escucha de la Palabra de Dios, un silencioso amor (CIC).

 

 

 

 

 

FORMAS DE ORACIÓN

BENDICIÓN, ACCIÓN DE GRACIAS, PETICIÓN, INTERCESIÓN, ACCIÓN DE GRACIAS Y ALABANZA (CIC).

 

CUÁNTO ORAR

"Es un gran yerro pensar y gran disparate decir que el ejercicio de la oración no es para los seglares y gente ocupada en cosas del mundo" (Antonio de Molina).

"El deber de todo buen cristiano es orar por la mañana, por la noche, y a menudo durante el día: o sea, hemos de orar siempre (...) No ha de empezarse jamás el trabajo sino después de haber orado" (San Juan María Vianey, el santo cura de Ars).

"Ora contínuamente el que une la oración a las obras y las obras a la oración" (Orígenes, Or.12).

"Dios concede a todo el mundo este don de la oración" (San Alfonso Mª de Ligorio).

"Rezad el Rosario todos los días..." (Nuestra Señora de Fátima).

"Si veis que adelantáis en la virtud, os bastará la que hacéis (...). Si, al contrario, vuestras oraciones y vuestra meditación os hacer volar a ras de tierra y con el peligro de dejaros caer a cada momento (...), eso prueba que oráis mal e insuficientemente" (San Pedro Julián Eymard).

 

PARA ORAR BIEN

"Todo cuanto pidáis en la oración, creed que lo habéis recibido y lo obtendréis" (Mc. 11,24)

"Profunda humildad, amorosa y respetuosa confianza, pureza de intención, perseverancia (...) abandonándoos enteramente a su Santa Guía" (San Juan Eudes).

"Un solo Padrenuestro rezado con atención, vale más que muchos rezados veloz y apresuradamente" (San Francisco de Sales).

"NO PODEMOS HALLAR LA FELICIDAD AQUÍ EN LA TIERRA SI NO AMAMOS A DIOS, Y SOLAMENTE PODEMOS AMARLE ORANDO" (San Juan Mª Vianey, el santo cura de Ars).

 

 
 
 
             
   La oración suprema
 
               
 
LA SANTA MISA

¿QUÉ ES LA MISA?

- "La Misa es el mismo Sacrificio del Calvario, el que Jesucristo ofreció en la Cruz para la salvación de todos los hombres" (CATEQUESIS IMPORTANTE - B. Martín Sánchez).

- "Cristo, por la persona del sacerdote que le representa, repite al Padre la ofrenda redentora de su Pasión y Muerte. Así, cada Misa tiene los efectos de la Redención, y su valor es incalculable, aunque la aplicación de ellos será mayor o menor según nuestra mayor o menor participación en el sacrificio" (EL CORAZÓN EUCARÍSTICO DE JESÚS - J. L. de Urrutia, S.J).

 

"Más aprovecha para la remisión de la culpa y de la pena oir una Misa, que todas las oraciones de todo el mundo" (Eugenio, Papa)

"La mejor oración de todas es la santa Misa" (EUCARISTÍA - Mons. Arámburu S.J.).

"Todas las buenas obras del mundo reunidas, no equivales al Santo Sacrificio de la Misa, porque son obra de hombres, mientras que la Misa es obra de Dios. En la misa es el mismo Jesucristo, Dios y Hombre verdadero, el que se ofrece al Padre para remisión de los pecados de todos los hombres y al mismo tiempo le rinde un Honor Infinito" (San Juan Mª Vianey, el santo cura de Ars).

"El que devotamente oyere Misa, en aquel día se librará de muchos peligros y muy grandes males" (San Gregorio).

"Por cualquier Misa con devoción celebrada y oída, salen muchísimas almas de las penas del Purgatorio, y a las otras que quedan en él se les disminuyen las muchas penas que allí padecen" (San Jerónimo).

"El Santo Sacrificio de la Misa está tan lleno de misterios, como el mar está lleno de gotas, como el sol de átomos, el firmamento de estrellas y como el Cielo empíreo de muchísimos ángeles" (San Alberto Magno).

"El Santo Sacrificio de la Misa es medicina para sanar las enfermedades y holocausto para purgar las culpas" (San Cipriano).

"La Misa es el sol de los ejercicios espirituales, el corazón de la devoción, el alma de la piedad y el centro de la Religión" (San Francisco de Sales).

 

FINES DE LA SANTA MISA

1) ADORAR a Dios dignamente.
2) SATISFACER por los pecados.
3) DAR GRACIAS a Dios por los beneficios.
4) PEDIR nuevos favores.


(Extractado del libro PARA SALVARTE, de Jorge Loring, S.J.).

 

VALOR DE LA MISA

"Con la Misa se tributa a Dios más honor, que el que pueden tributarle todos los Ángeles y Santos en el Cielo. Puesto que el de estos, es un honor de criaturas, más en la Misa se le ofrece su mismo Hijo Jesucristo, que le tributa un Honor Infinito" (San Alfonso Mª de Ligorio).

"Más vale oída en vida, que mil dichas por la misma persona después de su muerte" (San Anselmo).

Santa Teresa suplicaba un día al Señor, le indicara cómo podría pagarle todas las mercedes que le había dispensado, y le contestó: "OYENDO UNA MISA".

"El que en la Misa contemplare en la Pasión y Muerte de Jesús, merecerá más que si anduviera peregrinando a pie descalzo a los Lugares Santos de Jerusalén, ayunara a pan y agua un año, se azotara hasta derramar todo la sangre de sus venas y rezara trescientas veces el Salterio" (San Alberto magno).

 

EFECTOS DE LA SANTA MISA

"Resiste a los malos pensamientos. Destruye los pecados. Mitiga el aguijón de la carne. Da fuerzas al alma para batallar contra los enemigos. Perdona los pecados veniales. Purifica, limpia y purga el corazón. alienta a obrar bien. Aumenta la castidad. Acrecienta el fervor de la caridad. Da fuerza para sufrir las cosas adversas y llena el alma de todas las virtudes.
Y, en fin, por decirlo de una vez, cuantos frutos, gracias, privilegios y dones recibimos de la mano del Altísimo Dios, todos son por la Sagrada Muerte y Pasión de Nuestro Señor Jesucristo, el cual se representa en el Santo Sacrificio de la Misa"
(Santo Tomás de Aquino).

 

 
 
 
             
   La presencia real del Señor
 
             
 
EL SANTÍSIMO SACRAMENTO DE LA EUCARISTÍA

¿QUÉ ES LA EUCARISTÍA?

"En el santísimo Sacramento de la Eucaristía están contenidos VERDADERA, REAL Y SUBSTANCIALMENTE el Cuerpo y la Sangre junto con el Alma y la Divinidad de nuestro Señor Jesucristo y, por consiguiente, Cristo entero" (CIC).

"El pan y el vino se convierten en el Cuerpo y la Sangre de Jesucristo en la Santa Misa por las palabras que el sacerdote dice en el momento de la CONSAGRACIÓN, punto central de la Misa" (PARA SALVARTE - Jorge Loring S.J.).

 

 

 

 

 

 

LA SAGRADA COMUNIÓN

"Está y estará vigente siempre en la Iglesia la norma establecida por san Pablo y por el mismo Concilio de Trento, por la cual a la digna recepción de la Eucaristía se debe anteponer la confesión de los pecados, cuando uno es consciente de pecado grave" (San Juan Pablo II, Papa).

"El momento más solemne del día es el consagrado a la acción de gracias después de la Comunión (...) Consagrad si podéis, media hora (...) a lo menos, extremando las cosas, un cuarto de hora" (San Pedro Julián Eymard).

 

EL SAGRARIO

"Allí está Jesucristo, y por eso, al lado hay encendida una lamparita. Siempre que pasemos por delante debemos poner la rodilla derecha en tierra, en señal de adoración, lo mismo si está reservado que si está expuesto".

"Es muy importante que consideres a Jesucristo en el sagrario, no como una cosa, sino como una Persona que siente, que ama, que te está esperando" (PARA SALVARTE - J. Loring S.J.).

 

EL CULTO EUCARÍSTICO

"Puesto que Cristo mismo está presente en el Sacramento del Altar, es preciso honrarlo con culto de adoración. La visita al santísimo Sacramento es una prueba de gratitud, un signo de amor y un deber de adoración hacia Cristo, nuestro Señor" (CIC).

"NOSOTROS EXISTIMOS PORQUE DIOS ES BUENO Y NOS AMA" (San Agustín).

 

 

top

 
  VOLVER A PÁGINA PRINCIPAL